15.4.09

Atrás



El tiempo es una carretera lustrosa
celeste cinta helada
o ambigua arena que desbasta bajo el sol
los sueños

el tiempo se deja caminar
encañona los riñones
del suplicante sin descanso
adelante siempre

que no sea en vano caminar
que al costado quede un poema enamorado de su suerte
uno más formando un río imparable de nadas dolorosas

que al costado quede una canción un viejo jean gastado por el uso,
no por la máquina de piedras de gastar
........................................ déjate al costado un corazón agujereado

Atrás vienen eligiendo restos los hurgadores del tiempo completo
yo quiero dejar un pequeño silabario en un cubo rubik escondido
un triste juguete de armar poemas solitarios, un minirecipiente con un par de píldoras angustiantes, y un par de brillantes de mentira. Una caja de galletitas danesas con fotos de otra vida y un beso. Una mirada y el beso. Un abrazo, la mirada y el beso.
Y aquel único dolor.


Foto autorretrato de Gabriel Insiburo

2 comentarios:

Anónimo dijo...

men´cantó!
muchos besos!
yo, el "autoretratado"

Anónimo dijo...

Pero qué cojones es esto?
El mejor poema que te he leído. Genial

Un saludo lablau

 
Plantilla creada por laeulalia basada en la minima de blogger. Modificada por S.C.P.